banear

sábado, 15 de septiembre de 2012

Las Cactáceas y sus flores: 2ª parte.

Dos de las características que mejor definen a los cactus son la suculencia de sus tallos que acumulan agua y nutrientes como adaptación al medio extremadamente árido en el que viven y la presencia de espinas protectoras que en la mayoría de especies disuaden a los depredadores herbívoros y en otras se alargan como pelos lanosos y forman un cálido y sedoso abrigo que les protege del sol abrasador durante el dia y del frío intenso típico de los desiertos por la noche, como ocurre con algunos cactus de la Patagonia.

Bellísima flor de Neobuxbaumia polylopha de México (Recomiendo ampliar ésta y las siguientes fotos con un doble click para apreciar mejor los detalles)

Neobuxbaumia polylopha de más de tres metros de altura en el magnífico Jardín botánico de Sóller en Mallorca con una interesante colección de cactus y suculentas de ultramar.

Flor solitaria de Neobuxmania polylopha, fotografiada a mediados de septiembre.

Ápice del largo tallo de la Neobuxbaumia polylopha con numerosos capullos y flores.

En esta imagen se ve una flor ya seca que floreció la noche anterior y un capullo floral que se va a abrir en cuanto se ponga el sol y se secará a media mañana del dia siguiente, lo que nos recuerda que sus polinizadores son nocturnos, con toda probabilidad murciélagos o mariposas nocturnas.

  La planta protege con gran celo sus flores y frutos con numerosas y temibles espinas.

 
La belleza del diseño estructural y cromático de la flor es insuperable.

Cleistocactus jujuyensis, llamado cola de cordero, con sus tallos cubiertos de un sedoso abrigo de espinas lanosas, cuyo hábitat natural es el desierto de la Patagonia argentina. El ejemplar de la imagen forma parte del magnífico jardín botánico de palmeras y suculentas llamado Huerto del Cura situado en la ciudad alicantina de Elche.

 Capullo floral de Opuntia aciculata abriéndose en junio.

Capullo floral de Opuntia amyclaea de un bonito color salmón. Recomiendo leer el artículo que escribí sobre esta chumbera: La corona de espinas de Medina Sidonia .

Con el paso de las horas los pétalos de la Opuntia amyclaea van perdiendo el color salmón y adquieren un intenso color amarillo limón.

Flor de Opuntia bergeriana con unos pétalos de un vivo color rojo. Como se ve al fondo los frutos también son rojos. Forma parte de la magnífica colección de cactus y suculentas del Botanicactus de Ses Salines situado en Mallorca.

Flor de Opuntia engelmannii en septiembre. Este cactus recibe el nombre de chumbera de Texas, de donde es originaria.

Otra flor de Opuntia engelmannii visitada por su insecto polinizador, una pequeña abeja.

Opuntia ficus-indica, también llamada Opuntia maxima, la típica chumbera cuyos frutos son una verdadera golosina.

Flor de Opuntia inamoena del Brasil, fotografiada en mayo en el extraordinario Jardín botánico de la Orotava en Tenerife.

Detalle del sistema reproductor de la flor anterior.

Flores de Opuntia linguiformis iniciando la apertura de sus pétalos a mediados de junio.

Como ocurre en la Opuntia amyclaea, las flores de la Opuntia linguiformis en plena floración adquieren un intenso color amarillo.

Dos capullos de Opuntia monacantha var. albovariegata en distintas fases de la floración.

 Flor de Opuntia monacantha var. albovariegata. Las palas de esta opuntia están manchadas de blanco.

Detalle del sistema reproductor de la flor anterior.

Flor de Opuntia picardoi en junio protegida por espinas temibles.

 Flor de Austrocylindropuntia subulata con numerosas hormigas que en este caso realizan la función de polinizadoras, atraidas por el regalo del dulce néctar del fondo de la flor.

Bellísimos pétalos rosados a contraluz de la flor anterior. Este ejemplar crece asilvestrado junto al Oratorio de Castellitx situado en el centro de Mallorca.

Cylindropuntia tunicata con unas flores muy llamativas sobre un mar de espinas blancas.

Una de las flores anteriores vista de lado con el detalle de las peligrosas espinas de un color blanco inmaculado.

Flor de Trichocereus grandiflorus, sinónimo de Equinopsis huascha, de una belleza exquisita y una vida muy efímera, pues sólo dura 12 horas. Este cactus es originario del noroeste de Argentina (províncias de Catamarca y La Rioja)

Sistema reproductor de la flor anterior con los pétalos de un vivo color rojo sangre y el llamativo pistilo con el estigma ramificado que se cierra una vez la flor ha sido polinizada.,

Flor de otro cultivar de Trichocereus grandiflorus con el caliz cubierto de pelos lanosos y los pétalos de un intenso color rojo escarlata, fotografiado a mediados del mes de septiembre. Pertenece a la colección de cactus y suculentas del Jardín botánico de Sóller.



9 comentarios:

  1. Buenos días:

    Hay dos errores en esta entrada:

    No existe la Cylindropuntia subulata sino que es Austrocylindropuntia subulata, género distinto distribuído por Suramérica.

    Y la planta que enseñas como una Cylindropuntia tunicata es una Cylindropuntia rosea como demuestra la foto que muestras de su flor.

    Un saludo.

    JB

    ResponderEliminar
  2. Buenos días:

    La Austrocylindropuntia subulata y la Opuntia subulata son sinónimos de la Cylindropuntia subulata. Son la misma planta. El nombre clásico de esta especie es el que yo le he puesto. Sin embargo y en esto te doy la razón, con posterioridad los botánicos decidieron a nivel internacional llamar Austrocylindropuntia a las especies del Hemisferio austral. Voy a cambiar el nombre pues.

    En cuanto al otro cactus, en las imágenes que he visto en internet de la Cylindropuntia rosea las espinas son mucho más finas y largas y, si te fijas, la de mi foto las tiene gruesas y más cortas.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú mismo. No hay duda de que es una C. rosea. Totalmente inconfundible con la C. tunicata por su flor.

      Es tu blog y puedes identificarla como quieras, faltaría más.

      Me ahorraré explicarte por qué la foto en la que muestras una Opuntia aciculata, tampoco es de esta especie, ni la flor ni el cladodio que se ve.

      Soy el primero que me equivoco muchas veces a la hora de identificar, pero hay que intentar no confundir a los que empiezan en esto.

      En botánica "sinónimo" no significa lo mismo que en el lenguaje normal. Hay que saber distinguir entre un nombre válido y uno que no lo es, botánicamente hablando. No da igual usar un nombre válido o un sinónimo.

      Un saludo, suerte, y buen cultivo.

      JB

      Eliminar
    2. A riesgo de ser pesado, y esperando que mis comentarios puedan ser útiles simplemente como otra opinión para los lectores de este blog, la flor de Opuntia inamoena, hoy Tacinga inamoena, que has publicado no corresponde a tal especie. Las flores de las especies del género Tacinga tienen características diferentes a las del género Opuntia y claramente la que has publicado pertenece al género Opuntia (sensu stricto).

      Concretamente la flor de la Tacinga inamoena (Opuntia inamoena en clasificaciones taxonómicas anteriores) es de color naranja y por supuesto con las caracteristicas propias de su género, diferente a Opuntia.

      JB

      Eliminar
    3. Respeto totalmente tus opiniones, JB. Dejo a los visitantes que decidan por si mismos. Sólo quiero hacer dos puntualizaciones: 1)--Las flores de los cactus cambian mucho según el hábitat y el medio en el que crecen. No es lo mismo la flor de un cactus cultivado en Mallorca con un clima mediterráneo y tierra arcillosa, calcárea y alcalina, que el mismo cactus creciendo en su país tropical árido de origen en tierra arenosa y ácida.
      2)---El color de los pétalos de las flores de los cactus cambia en cuestión de horas. Suelen hacerse mucho más claros a medida que "envejecen", como muestro en algunas de las fotos.

      Un cordial saludo.

      Eliminar
  3. Son magníficas todas!!! Realmente es un espectáculo ver los cactus florecer.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Hola, perdón por interrumpir el debate nomenclátor, pero me gustaría saber si hay alguna cactácea que destaque por ser melífera, ya que tengo colmenas y zonas áridas en la finca, donde podría plantar especies para ellas. Maiorica de Moscari.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Maiorica: Pues la verdad no sabría decirte, pero en toda la costa mediterránea crece muy bien la Opuntia ficus-indica que produce muchas flores varias veces al año con abundante néctar. Un cordial saludo.

      Eliminar
  5. Mil gracias, Juan, también por tus preciosos artículos. Maiorica de Moscari.

    ResponderEliminar